Por favor seleccione un país

El traslado de empleados es un gran reto para la empresa dado que es importante realizar una buena gestión del mismo al igual que conocer todos los desafíos a los que se tendrán que enfrentar y buscar las soluciones. FamilyNuestros expertos de Crown asesoran a las compañías para agilizar la gestión del traslado,  hacerla más rentable y hacer feliz a los empleados y a las familias. Aquí os dejamos algunos consejos para una reubicación más eficaz.

La importancia de una buena gestión

En tiempos de crisis el ahorro de dinero en las empresa es más importante que nunca. No hay nada más caro para una empresa que el traslado fallido de un expatriado. Si un expatriado y su familia no están felices en su nuevo hogar y quieren volver a casa, la empresa tiene que encontrar a otra persona que cubra el puesto. Es de vital importancia tener un expatriado productivo desde el primer día y que este cómodo en su nuevo entorno.

Los resultados de un traslado son siempre mejores cuando se organiza con tiempo y por una persona especializada en servicios de reubicación, que se ocupa y preocupa únicamente por el traslado del empleado y su familia.

La reubicación a una nueva ciudad puede ser uno de los eventos más estresantes en la vida de una persona. De hecho, el ERC (Employee Relocation Council) califica el traslado de un empleado como la tercera cosa más estresante, después de la muerte de un ser querido y el divorcio.

Las familias que se trasladan por motivos laborales de uno de sus integrantes, se sienten muy vulnerables y necesitan apoyo. Es importante que la empresa sepa cuando debe comenzar a preparar un traslado, cuantas personas se mudan, por cuanto tiempo y en qué condiciones.

La organización del traslado

Hay una serie de problemas que afectan a cada expatriado y a su familia antes, durante y después del proceso. Uno de los mayores problemas es la organización del traslado. La mayoría de las familias no saben cuando y como comenzar con todas las gestiones necesarias y que es lo que hay que tener en cuenta para cada gestión individual. Una mala organización significa una perdida de tiempo para la familia y una perdida de dinero para la empresa.

Lo más importante para los empleados es hacer feliz a sus familias y por eso muchas veces cometen el error y se centran en la gestión de  la búsqueda del colegio y de la casa cuando ni siguiera tienen confirmado su residencia legal en el país de destino.

El choque cultural

El choque cultural afecta a toda la familia desde el hijo más pequeño que le cuesta hacer amigos en el nuevo entorno hasta la mujer del expatriado que no sabe como integrarse para tener una estabilidad personal. Se define como una perdida brusca de lo familiar y se caracteriza por lo sentimientos de incomodidad, frustración, aislamiento y sobre todo por una “crisis de confianza en si mismo”. Puede llegar a un punto que una persona no sepa cómo manejar diferentes situaciones y rutinas. Dependiendo de la diferencia entre la propia cultura de origen y la nueva en el destino habrá que adaptarse en más o menos tiempo. Cada persona es diferente y va a sentir los efectos del choque cultural de una manera distinta. Los niños suelen sufrir el choque cultural más intenso porque se dan cuenta que hay muchas diferencias entre la rutina y los costumbres en su viejo hogar y todas las cosas nuevas que les rodean de repente. En cualquier caso hay que tener paciencia con todos los miembros  porque acostumbrarse a un nuevo país es muy difícil.

Los hijos adolescentes y el cónyuge

Sacar a los hijos fuera de su zona de confort para trasladarse a un nuevo país puede ser especialmente difícil y provocar estrés. De hecho muchos empleados utilizan a su familia como justificación para no trasladarse y así disminuir la posibilidad de un cambio de entorno.

Hay muchas razones por las cuales un adolescente no quiere reubicarse. La mayoría de ellos ya han construido su vida, desarrollando sus estructuras sociales y tomando decisiones por su cuenta. Tienen sus amistades, actividades escolares, trabajos y vínculos familiares. En pocas palabras, crecen en una comunidad a la que llaman hogar y no quieren tener un cambio y perder todo lo que han construido.

Un traslado puede ser también muy complicado para la pareja. El problema no solo es el cambio a una nueva ciudad sino también el sentimiento de soledad con el que se va a encontrar, porque los hijos van al colegio y el transferido va a tener su trabajo habitual. Los cónyuges que antes estaban acostumbrados a tener su independencia ahora necesitan estar entre personas de confianza. La falta de trabajo o distracción les complica mucho adaptarse a su nuevo hogar y tener una rutina diaria.

La búsqueda de colegio

En principio, buscar un colegio no parece un gran problema para los padres en un traslado  porque ellos tienen claro lo que quieren para sus hijos y están convencidos que la elección va a ser fácil. El problema viene cuando se dan cuenta que el sistema educativo del destino es distinto al que están acostumbrado, cuando se tienen que enfrentar a posibles listas de esperas o necesitan ciertos requisitos necesarios para poder registrar a los hijos. Hay distintas opciones de escolarización y muchas veces no solo depende del idioma que hablan los hijos para saber si es mejor llevarlos a un colegio internacional, bilingüe, privado o publico. Los padres también tienen que tener en cuenta que las vacaciones y los tiempos para registrar a los posibles estudiantes varían de ciudad en ciudad y entre países y no siempre hay plazas para los niños.

La  búsqueda de casa

Muchas familias tienen que cambiar de país por causa del trabajo y no saben nada sobre la ciudad a la que están destinados y les resulta  muy complicado tener que buscar una casa sin saber cuales son las zonas recomendadas para familias. Es más difícil encontrar una casa para una familia porque el nuevo hogar tiene que gustar a todos. Cada miembro tiene sus preferencias y sus ideas particulares y a veces no coinciden.

Inmigración

Los retos de la inmigración son ineludibles y no se pueden evitar. La inmigración de una familia es complicada porque hay que pensar en varias personas y esto puede traer problemas si las empresa no se informan correctamente. Hay que pensar en la nacionalidad de cada miembro, en el vínculo familiar y las edades. Depende de cada país que tipo de visado es valido para la familia y que requisitos hacen falta para solicitarlo. Haga clic aquí para visitar Ministerio de Asuntos Exteriores.

Hay cosas que una familia no tiene en cuenta hasta que se establece en el nuevo entorno. Entonces se dan cuenta que hay detalles que son importantes para completar el proceso de recolocación y para sentirse cómodos en el nuevo hogar. Ahora tienen que pensar en un medico de familia, un club de futbol para su hijo y en retomar las clases de baile para su hija. Esto puede causar estrés porque los padres necesitan cierta seguridad y quieren que sus hijos recuperen su rutina y no se sienten perdidos en su nuevo entorno. Disponer de expertos que guíen al expatriado en todo el proceso es fundamental para el éxito.

Presupuesto gratis de mudanza

El primer paso de su
nueva aventura

  • Su solicitud se entrega a un asesor
  • Tiempo medio para completar: 1 minuto
  • Crown tiene oficinas en más de 200 lugares en todo el mundo
Excelente servicio y gran eficacia resolviendo todas mis dudas. Muy profesionales;