Por favor seleccione un país

¿Te vas a mudar de España a EE.UU.? Entonces es probable que hayas empezado a informarte sobre el país, las costumbres y los servicios disponibles. Lamentablemente, una de las cosas que muchos españoles se olvidan de hacer – en parte, porque se cree que no será necesario- es revisar su cobertura sanitaria en el otro lado del Atlántico. 

Nunca se sabe cuándo se va a requerir atención médica y no tener la cobertura adecuada – en especial en Estados Unidos- puede tener consecuencias inesperadas. Para evitar esto, hemos reunido información práctica que todo expatriado debería tener en cuenta antes de desplazarse a EE.UU.

Seguro médico

Si te trasladas a los Estados Unidos, es esencial tener un seguro médico suplementario. Los gastos por los servicios sanitarios utilizados pueden ser muy altos y las aseguradoras no siempre cubren el importe total de la atención sanitaria. La mayoría de americanos y sus familias están cubiertos por seguros médicos corporativos que se ofrecen a los trabajadores. Aun así, normalmente los individuos asegurados tienen que pagar una parte del coste. 

Las diferencias entre los seguros médicos ofrecidos por las empresas pueden ser considerables y habitualmente, una misma empresa puede ofrecer varios tipos de seguros. En función del tipo de seguro, el asegurado puede desde abonar un 20% del coste de la visita a simplemente 10 dólares. Algunos servicios – como los medicamentos, oftalmología o servicios dentales- no se incluyen con tanta frecuencia en los seguros. 

Encontrar un médico

Los Estados Unidos es uno de los países que ofrece los mejores servicios médicos, con profesionales altamente cualificados. Sin embargo, a pesar de tener muchos especialistas, hay escasez de médicos de cabecera en muchas partes del país. Los médicos de cabecera se encuentran en las ciudades y en las zonas densamente pobladas, dejando los municipios más pequeños así como las áreas rurales con escasez de profesionales. 

Encontrar un médico no es una tarea complicada – por ejemplo, se pueden consultar los directorios telefónicos o contractar con la asociación local de médicos. Esta última acostumbra a dar tres contactos cerca del domicilio indicado. Asimismo, también se puede consultar el listado de médicos disponibles en la zona – lo más habitual es buscar por código postal – que los seguros médicos ofrecen a sus miembros.  Muchos médicos también aceptan pacientes que no tengan ningún seguro médico si pueden pagar en efectivo. 

Visitar un hospital

Excepto en caso de emergencias, la admisión en un hospital incluye rellenar un formulario de admisión, presentar un justificante de cobertura sanitaria, firmar el consentimiento para realizar el tratamiento y especificar como se hará el pago – se facturará al seguro, con tarjeta de crédito o en efectivo. Las habitaciones en los hospitales tienen teléfono y televisión que se puede usar gratuitamente o tener un coste adicional. Las habitaciones normalmente son compartidas con otro paciente. Hay hospitales que tienen habitaciones individuales, pero en este caso debe pagarse por el servicio premium. 

Aun tienes dudas por resolver? Contacta uno de nuestros expertos para recibir asesoramiento. 

 
Visitar el médico en Estados Unidos – Consejos que todo expatriado debería saber

Presupuesto gratis de mudanza

El primer paso de su
nueva aventura

  • Su solicitud se entrega a un asesor
  • Tiempo medio para completar: 1 minuto
  • Crown tiene oficinas en más de 200 lugares en todo el mundo
Excelente servicio y gran eficacia resolviendo todas mis dudas. Muy profesionales;